Juan Requesens, medico traumatólogo  en la Policlínica  de Las Mercedes   señalo  que es inexplicable  que los cuerpos  de seguridad  hayan lanzado  una bomba  lacrimógena  contra este centro de salud ,  colocando  en riesgo  la vida  de los pacientes,   y esto constituye  un crimen de guerra.